El Boomerang

El hombre siempre ha estado dedicado a la casa y a la guerra. Para ello ha fabricado sus propias armas: sin duda el boomerang es de las más conocidas. Son troncos cortados con una ligera curvatura que los hace más precisos a la hora de ser lanzados. Cuando más pesados son más contundentes serán al tiempo de impactar en alguna presa.

Los más expertos cazadores son capaces de acertar a una pieza que está a más de 160 metros. Normalmente se cazan pequeños animales, aunque la presa más preciada y la que les otorga más distinción como cazadores es el canguro rojo, el más grande de todos.

Pese a lo que se dice, el auténtico boomerang no vuelve. La industria turística y del souvenir ha inventado artilugios decorados con dibujos propios de nuestra cultura que venden como si fuese en el auténtico boomerang. Esos sí que vuelven tras realizar espectaculares vuelos. Pero porque para nosotros no tienen el objetivo de cazar sino de entretener.

La eficacia del boomerang se basa exclusivamente en su contundencia y en su curvatura, que lo hace más manejable.

¿Por qué vuelve el Boomerang?

Sí que es verdad que los aborígenes también tenían boomerangs qué volvían al lugar desde el que se había lanzado, pero ese no se usaba para cazar sino para rituales o celebraciones. Efectivamente, Australia es el país en el que más ha perdurado su utilización, a pesar de que en otros también existió, como por ejemplo en Egipto. Según algunos estudiosos la palabra boomerang significa viento cómo terminó aborigen (boomari), y para otros autores proviene de la palabra boom-ma-rang, qué significa vuelve bastón.

El material sobre el que confeccionaban este artilugio solía ser madera de eucalipto o de acacia, y a lanzar lo podía llegar hasta los 200 metros y el final de su historia llego probablemente por la aparición del arco y la flecha.

A día de hoy, como no tenemos que ir cazando a diario se ha pasado al mundo de los juguetes, como objeto decorativo, o incluso como deporte con sus correspondientes reglas.

Por eso desde juguetes20 os presentamos unos cuantos modelos entre los que podéis elegir:

Su funcionamiento viene dado de que el hecho de girar sobre sí mismo va cortando el aire y le da la capacidad de desplazarse con una trayectoria concreta. El número de palas que tenga y su forma es indiferente en su habilidad de volar.

En el uso deportivo actual de este aparato se valoran aspectos como la precisión, la rapidez, la resistencia, larga distancia, el máximo tiempo en el aire, las acrobacias, etc.

Aquí os dejamos un vídeo para aprender a lanzarlo:

Por si sois de los que os gustan las manualidades y haceros vosotros mismos las cosas, también disponéis de este vídeo para aprender a construirlo paso a paso:

Y por último os dejamos un vídeo demostración con trucos ESPECTACULARES, váis a flipar:

¡A ver si conseguimos «hacer que vuelva» la moda del Boomerang!

5 / 5 (1 votos)

Deja un comentario